El dios de las pequeñas cosas

El dios de las pequeñas cosas

miércoles, 24 de marzo de 2010

Encontré un lugar...


Lago Moraine (Canadá)

Mi primer paseo por las nubes... Ni me he mareado, je, je. Ahora toca descansar, que una no está acostumbrada al ozono y me he resfriado un poco.
Por cierto, encontré un lugar mágico (ahí van las imágenes); y estaba aquí, a la vuelta de la esquina... Quien dijo que no hay nada imposible, conocía muy bien el poder de la imaginación.
Esto molaaa...

1 comentario:

Ave Mundi Luminar dijo...

Sin duda un sitio para perderse y encontrarse... (quizá en este orden) :).

Gracias por el regalo, y si, desde luego el que dijo esa frase de que "nada es imposible" tenía más razón que un santo/a

Un bsín de viernes místico.